junio 19, 2024

Zona Conciertos

Todo actualidad en música

estos son los que valen una fortuna

estos son los que valen una fortuna por masdecibelios.es


El formato de música en casete (o cassette, del francés “cajita”) lleva décadas en absoluto declive pero vive su época dorada en el mundo del coleccionismo, donde pueden venderse por miles de euros.

Fue introducido por primera vez en Europa por Philips en 1962 y la época de uso del casete abarcó desde 1970 hasta finales de los 90, aproximadamente. Pese a que ya hay generaciones que probablemente jamás hayan tocado uno, los millenials aun recuerdan elegir entre la Cara A y la Cara B o aquello de rebobinar con un lápiz o boli BIC si queríamos escuchar de nuevo una canción. Pura nostalgia.

Cómo no recordar también aquellas películas de la época que tan fielmente representaban lo que suponía escuchar música: se pasó del tocadiscos y el vinilo al casete, y luego le tocó el turno al disco compacto (compact disc, CD para los amigos). Cada uno fue de alguna manera sustituyendo en el mercado y de forma práctica al anterior.

Pero como ocurre siempre en estos casos, manda la ley de la oferta y la demanda, y si en su momento la fabricación de cintas de determinado artista (según su popularidad) fueron más limitadas, ahora pueden valer una barbaridad. Por el simple hecho de que existen menos. También se valora cuán raro fuera el disco grabado por el grupo o artista y el estado de conservación de la cinta, claro.

Los casetes actualmente más caros

Según una de las mayores bases de datos sobre música, el sitio web Discogs, cerca de la mitad de todos los casetes que actualmente se venden en el mundo provienen de Estados Unidos; su género es el Rock y en mucha menor medida el Pop y la Electrónica, y el formato de la enorme mayoría es el álbum.

En este momento, el top 5 de casetes que se venden más caros, por muchos miles de euros, es el siguiente:

  1. GrimesGeidi Primes (2010): 63.235,4€
  2. AerosmithJust Push Play (2001): 45.409€
  3. Mörk Gryning Demo 1994 (1994): 25.000€
  4. Billboard CombatNazi (1987): 18.205,9€
  5. Herbert W. ArmstrongThe World Tomorrow Programme: Preparing Christ’s Way / Book Of Revelation (1979): 16.870,73€

El motivo de estos desorbitados precios varía según cada caso. En el de Grimes es debido a que se trata de una limitadísima edición de 30 unidades en las que la artista dibujó algo, diferente en cada una:

El de Aerosmith es debido a un rarísimo error en la cubierta del casete, se les olvidó poner la palabra “Play”, y además está sin abrir:

El de Mörk Gryning incluye únicamente dos pistas de una grabación original del propio vendedor en 1994. El tercero es una cosa verdaderamente extraña y dudamos que pueda escucharse algo:

Del quinto, sabemos que Armstrong fue un teólogo protestante estadounidense fundador de la Iglesia de Dios Universal, pionero en la radio y el tele-evangelismo. Conocido por sus particulares doctrinas, incluso llamadas Armstrongismos, el casete incluye las pistas “Preparing Christ’s Way” y “Book Of Revelation” pertenecientes al programa que presentaba llamado The World Tomorrow Programme, activo desde 1934 hasta 1994.

Como vemos, el mayor motivo de los extremos precios se debe a que son absolutas rarezas y casetes únicos en el mundo, que difícilmente puede tener nadie más. Recordamos que se trata del precio al que pretende venderlo el vendedor, no su valor “real“.

Los casetes vendidos por mayor precio

Bajamos un poco a la tierra para saber cuánto ya se ha pagado y cuándo por determinados casetes, digamos algo más “normales” que los anteriores, vendidos en Discogs. Este es el top 5:

  1. XeroXero (1997): 4.102,4€ (vendido en enero de 2020)
  2. The Artist (Formerly Known As Prince) The Versace Experience – Prelude 2 Gold (1995): 3.753,2€ (vendido en agosto de 2016)
  3. VariousUntieddiaries 1979-87 (1987): 2.096,8€ (vendido en octubre de 2017)
  4. Throbbing Gristle24 Hours (1980): 2.005,6€ (vendido en octubre de 2014)
  5. VariousUntieddiaries 1979-87 (1987): 1.823,3€ (vendido en diciembre de 2017)

El casete vendido más caro es un disco homónimo y autoeditado por la banda Linkin Park, con su nombre original, Xero. Se trata de un disco que grabaron ellos mismos y de manera casera por falta de recursos en los albores del grupo, allá por 1996, antes del cambio de nombre.

El segundo vendido más caro es promocional del álbum de Prince The Gold Experience de 1995 y fue lanzado por Warner con material inédito y diversas mezclas distribuido solo a los asistentes al desfile de moda de París para Versace en 1995. Prince cambió su nombre en 1993 a un impronunciable símbolo que los fans llamaron “El Símbolo del Amor” y habitualmente se referían a él como The Artist Formerly Known as Prince o simplemente The Artist.

Como vemos, el tercer y quinto puesto lo ocupan extrañas compilaciones de canciones, compuestas de una treintena de casetes, aparentemente grabadas entre 1979 y 1987. Se vendieron así, en un maletín:

Según podemos saber de la página Discogs, buena parte de casetes pertenecen a Nurse With Wound, una banda liderada por el músico Steve Stapleton que varía entre los géneros experimental, industrial, avant-garde y música ambiental con toques surrealistas e incluyendo incluso música de cabaret o canciones infantiles. Otros de los casetes pertenecientes a la compilación son de grupos como The Nihilist Spasm Band, The 150 Murderous Passions o Bombay Ducks. La mejor selección de bizarre music que nos podemos encontrar.

El cuarto puesto pertenece a Throbbing Gristle, el principal grupo pionero de la música industrial, evolución del grupo performance llamado COUM Transmissions. Ya disueltos, sus directos solían incluir pornografía, fotos de campos de concentración e irónica simbología nazi. La traducción literal del nombre del grupo en español sería “cartílago palpitante”, haciendo referencia en jerga inglesa al pene erecto. La compilación vendida incluye 23 casetes con directos suyos y 3 grabaciones en estudio.

Pese a la evidente bajada en el precio de venta, es obvio que este top lo siguen liderando absolutas rarezas de la música.

Casetes muy bien valorados en el mercado

Música aún más normal que la anterior pero cuyos casetes pueden llegar a ser vendidos por cientos de euros incluye, por ejemplo, a grandes leyendas del rock de los 70 y 80.

Nos referimos a bandas como Pink Floyd, Black Sabbath o Metallica, que en una subasta pueden llegar a alcanzar altos precios. El Britpop llama mucho la atención también, así que si tienes algo de Oasis, Pulp o Blur puedes sacarle buen rendimiento. A más rara, exclusiva o limitada la grabación, más dinero.

Por ejemplo, grabaciones tempranas de Metallica o Nirvana pujan bien alto en el mercado de subastas. El rock alternativo de The Pixies se valora bien alto también, especialmente si tienes alguna producción y grabación propia del grupo.

Uno de los aspectos más valorados, como vemos, son casetes con grabaciones de grupos desconocidos en cierto momento pero que luego escalaron a la fama. Pistas grabadas de prueba, descartes, temas tempranos que luego no sacaron, temas promocionales…eso son maravillas en el mercado. Muchos casetes que circulan de Metallica, Oasis, Placebo o Depeche Mode están en esta situación.

El hip hop, especialmente si nos centramos en raperos que intentaban darse a conocer en cierto momento y que luego se convirtieron en estrellas como Eminem, también se valora bien alto.

La condición de los casetes también es clave, y si no están abiertos su valor puede llegar a duplicarse.

Ya sabes, si tienes un rarísimo casete sin abrir de los primeros años de una banda o artista que aún no conocía nadie y que luego se ha convertido en leyenda de la música, puedes tener un tesoro. Y puedes tener varios tesoros en uno como tengas algún casete con Armstrongismos del famoso predicador evangélico.

Quizá te interese saber que si tienes alguno de estos vinilos, puedes tener un tesoro también.




Por masdecibelios.es

Source link