mayo 23, 2024

Zona Conciertos

Todo actualidad en música

Ed Sheeran testifica que "hubiera sido un idiota" al interpretar una canción copiada de "Let's Get It On"

Ed Sheeran testifica que «hubiera sido un idiota» al interpretar una canción copiada de «Let’s Get It On» por cnnespanol.cnn.com


Nueva York (CNN) — El músico Ed Sheeran subió al estrado este martes en un juicio de derechos de autor sobre si su exitoso sencillo «Thinking Out Loud» copió una canción clásica de Marvin Gaye.

Ben Crump, un abogado que representa a la familia del coguionista del éxito de 1973 de Gaye «Let’s Get It On», dijo en su declaración de apertura que Sheeran tocó su balada y la canción de Gaye en un popurrí durante un concierto, y calificó el momento como una «prueba irrefutable».

El músico Ed Sheeran llega para su juicio por infracción de derechos de autor en el Tribunal Federal de Manhattan el 25 de abril de 2023 en la ciudad de Nueva York. Sheeran fue demandado por infracción de derechos de autor por su éxito de 2014 «Thinking Out Loud». Está acusado de copiar la legendaria canción de R&B de Marvin Gaye «Let’s Get It On». (Crédito: Michael M. Santiago/Getty Images)

Sheeran está acusado de copiar «Let’s Get It On» de los herederos de Ed Townsend, quien coescribió la canción con Gaye. La hija de Townsend, Kathryn Townsend Griffin, la hermana Helen McDonald y el patrimonio de su exesposa Cherrigale Townsend son los demandantes enumerados en el caso «Thinking Out Loud». Gaye murió en 1984 y Townsend murió en 2003.

Sheeran fue llamado a testificar este martes por la abogada de Townsend, Keisha Rice. Durante su testimonio, el músico dijo que la idea de crear la melodía fue “probablemente mía”. Dijo que si, de hecho, hubiera copiado «Let’s Get It On», entonces «habría sido un idiota para pararse en el escenario frente a 20.000 personas».

El equipo legal de Sheeran se negó a interrogar al músico sobre las preguntas de Rice y dijo que quieren hacerle sus propias preguntas mientras presentan su caso más adelante.

Más temprano en los procedimientos judiciales de este martes, Crump intentó retratar a Sheeran como alguien que reconoció la «magia» de la canción soul de Gaye y luego la usó para catapultar su carrera. «Thinking Out Loud» ganaría el premio Grammy 2016 a la canción del año.

“Si no recuerdan nada más sobre este juicio, sobre este caso, se trata de dar crédito a quien corresponde”, dijo Crump al jurado, que fue seleccionado este lunes.

El equipo legal de Sheeran argumentó que los sonidos usados ​​en ambas canciones son comunes en la música pop. “Nadie posee los componentes básicos de la música”, dijo Ilene Farkas, la abogada de Sheeran, al jurado en los comentarios de apertura.

El abogado de Sheeran, Donald Zakarin, interrogó a Townsend Griffin la tarde de este martes. Zakarin dijo que Sony envió informes de dos musicólogos al abogado de Townsend en 2015 que concluyeron que no hay reclamos válidos de copia porque la canción usa progresiones de acordes comunes.

Los abogados preguntaron si Townsend Griffin notó que la progresión de acordes en «Let’s Get It On» se usa en otras canciones como «Heart and Soul» o «Earth Angel». Dijo que nunca analizó una canción hasta que escuchó «Thinking Out Loud».

“No creo que mi padre sea un ladrón”, dijo Townsend Griffin. Dijo que contrató a sus propios musicólogos por su “claridad personal”.

En los últimos años ha habido una serie de importantes demandas por derechos de autor de música.

La familia de Gaye demandó previamente a otros artistas por infracción de derechos de autor y ganó. El patrimonio demandó con éxito al cantante Robin Thicke y al productor Pharrell Williams por US $7,4 millones en 2015 por tomar prestado de «Got to Give It Up» de Gaye para su éxito «Blurred Lines», aunque el caso se convirtió en una batalla legal de cinco años que finalmente vio a la sentencia reducida a US$ 5,3 millones. El fallo también otorgó a la familia de Gaye el 50% de las regalías de «Blurred Lines» en el futuro.

Pero otros casos recientes de derechos de autor tuvieron resultados diferentes.

Taylor Swift enfrentó un caso similar en 2017 por su gran éxito «Shake It Off», que se resolvió y desestimó el año pasado. Led Zeppelin fue demandado en 2014 por su tema icónico «Stairway to Heaven» por parte de los herederos del difunto Randy California, exguitarrista principal de la banda Spirit de la década de 1960, por copiar parte de su sencillo «Taurus». Un tribunal de apelaciones de 2020 falló a favor de Led Zeppelin.

Sheeran, mientras tanto, se enfrentó a batallas legales anteriores sobre su música y ganó. En un caso de 2022 sobre su canción «Shape of You», un juez falló a favor del cantante que no copió la canción «Oh Why» del artista de grime Sami Switch después de que el músico acusara a Sheeran de plagiar una parte clave. También fue demandado en 2016 por su sencillo «Photograph», que se resolvió fuera de los tribunales.

Después de su exitosa batalla legal de 2022, Sheeran publicó un video en su Instagram expresando su preocupación por la reciente ola de casos de derechos de autor de música.

“Es realmente perjudicial para la industria de la composición de canciones. Hay tantas notas y muy pocos acordes utilizados en la música pop. Es probable que ocurra una coincidencia si se lanzan 60.000 canciones todos los días en Spotify. Son 22 millones de canciones al año, y solo hay 12 notas disponibles”, dijo Sheeran. “No soy una entidad. No soy una corporación. Soy un ser humano. Soy padre. Soy esposo. Soy hijo. Las demandas no son una experiencia agradable”.


Por cnnespanol.cnn.com

Source link