mayo 23, 2024

Zona Conciertos

Todo actualidad en música

Es desgarrador ver las heridas de la guerra

Es desgarrador ver las heridas de la guerra por cnnespanol.cnn.com


(CNN Español) – Alfonso Herrera fue testigo de la cicatriz que deja la guerra en un país, Ucrania en este caso, y en sus desplazados.

El actor mexicano, embajador de Buena Voluntad de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), viajó con un equipo de las Naciones Unidas a Ucrania, Polonia y Eslovaquia, en donde se reunió con desplazados por la guerra en curso.

“Es desgarrador ver cuáles son las afectaciones de la guerra, las heridas que deja la guerra, las heridas que no solamente deja en los edificios sino también en las personas”, dijo Alfonso “Poncho” Herrera a CNN en Español a través de Zoom.

Una de las ciudades que visitó el actor mexicano fue Lviv, que si bien está localizada en el oeste de Ucrania le ha tocado padecer los ataques aéreos de las fuerzas rusas.

Allí, relató Herrera, se produjo su primer encuentro con algunos desplazados y, en particular, con dos mujeres: una que perdió a casi toda su familia y una señora de 80 años a la que la guerra le arrebató todo.

“Escuché la historia de una mujer de 80 años que lo perdió todo y que, a pesar de ello, dijo: ‘No importa, yo me voy a levantar y voy a salir adelante’. Escuchar a una mujer de 80 años decir no me importa lo que me haya pasado, me destruyeron la casa, no tengo nada, pero a pesar de eso, voy a salir adelante…. Te deja ver el espíritu y la resiliencia que tiene el pueblo ucraniano”, recordó Herrera.

El actor mexicano, Alfonso Herrera, embajador de Buena Voluntad de ACNUR, recorre una casa ucraniana destruida por los ataques de Rusia. (Crédito: © ACNUR/Jordi Matas)

Refugiado en un búnker

Además de sus encuentros con desplazados por la guerra, Poncho Herrera llegó a experimentar el alcance de los ataques de Rusia en su invasión a Ucrania. Y es que, en dos oportunidades, tanto él como el equipo de ACNUR Américas tuvieron que refugiarse en un búnker porque las sirenas indicaban la posibilidad de un ataque aéreo.

Durante unos minutos pudo advertir, de primera mano, la realidad que viven cientos de ucranianos y que implica la necesidad de esconderse de las incursiones aéreas rusas.

“De repente sonó la alarma y tuvimos que irnos a un búnker. Y cuando nos fuimos a este búnker estábamos rodeados de niños de entre tres y ocho años. Y los niños estaban dibujando. Los niños estaban jugando y las maestras y las tutoras estaban asistiéndolos para darles tranquilidad, para que ellos estuvieran en calma. Pero esto no es normal”, contó el actor.

El otro momento en el que debió refugiarse, según explicó, fue cuando estaban por tomar el tren de Kyiv a la ciudad ucraniana de Úzhgorod, cerca de la frontera con Eslovaquia y Hungría.

Alfonso Herrera en Cracovia junto a una madre ucraniana y su hija, desplazadas por la guerra. (Crédito: © UNHCR/Jordi Matas)

La lección que los niños le dejaron a Poncho Herrera

Uno de los encuentros que tuvo el actor en Polonia fue con niños refugiados ucranianos. En imágenes compartidas por ACNUR con CNN en Español, se ve al actor mexicano dibujando y hablando de fútbol con niños. Precisamente, esos minutos con los pequeños desplazados por la guerra le dejaron un aprendizaje sobre el valor de vivir el presente.

“Los niños tienen una resiliencia tremenda y ellos se adaptan fácilmente al contexto y al entorno en el que se encuentran. Por eso hay que darles mucha asistencia y ayudarlos. Yo cada vez que veía a niños, pues había que estar ahí presente, escucharlos, jugar con ellos, porque eso es lo que ellos quieren. Ellos quieren sentarse contigo y conectar”, compartió.

Parte de la visita del actor fue para concientizar y promover la ayuda y donaciones a ACNUR, con el fin de proveer insumos y atención médica y psicológica a los desplazados.

“La donación se traduce en alimentos, en vivienda, en salud, en salud mental. La salud mental es un tema muy complejo porque esta guerra es algo bastante peculiar, ya que estas personas de la noche a la mañana lo perdieron todo. Ellos iban al supermercado, tenían sus trabajos y de repente, de la noche a la mañana, tuvieron que irse para salvar sus vidas”, explicó Alfono Herrera.

Aquellos interesados en contribuir en los esfuerzos de ACNUR, pueden realizarlo a través de la página de la organización.


Por cnnespanol.cnn.com

Source link